Viernes 14 Diciembre 2018

Penal San Pablo de Quillacollo celebra la Navidad

La Pastoral Familiar y Pastoral Penitenciaria de la Arquidiócesis de Cochabamba festejaron la Navidad en la cárcel San Pablo de Quillacollo. Fue un significativo momento de compartir con los privados de libertad y sus familiares que estaban de visita.

La Actividad empezó con la misa presidida por P. Antonio Menacho, quien en la homilía, habló de la importancia del tiempo de Adviento en la preparación de cada persona, para recibir al Hijo de Dios que viene en esta Navidad.
“En este domingo de la alegría, debemos estar siempre alegres, como decía San Pablo a los cristianos de Tesalónica. A pesar de las dificultades de la vida, porque Dios está también con aquellos que padecen. Hemos escuchado, en la lectura, que el Espíritu Santo esta sobre mí, porque el Señor me ha ungido. Él me ha envió a llevar la Buena Noticia para los pobres… a proclamar la liberación a los cautivos, la libertad a los prisioneros y a proclamar el año de gracias del Señor”.

El sacerdote hablo también, que infelizmente hay políticas que no van por el camino del Señor, porque no es para liberar a los que están prisioneros y tampoco para atender a los pobres.
P. Antonio reafirmó la necesidad de reconocer cada día, que tenemos un Dios que es Padre, Hijo y Espíritu Santo. “Dios está en su corazón, porque todos somos hijos de Dios. No hay ningún hombre por miserable que pueda ser, que no lleve en su alma y en su corazón el Espíritu Santo”.

Y animó a los participantes de la Eucaristía a recordar siempre, que en los momentos dificíles de la vida Dios está con uno. “Aunque en las peores calamidades que he podido cometer, Dios está conmigo, es Cristo quien libera nuestro corazón”.
Después de la Eucaristía, hubo un momento de integración preparado por la Pastoral Familiar Arquidiocesana con la entrega de un rosario para los privados de libertad, con una dinámica realizada por el equipo y con algunas palabras de los miembros de la Pastoral Familiar, en torno a la temática de Adviento y Navidad. Para concluir la actividad se tuvo un compartir entre todos los participantes.

El pedido para esta Navidad, de parte de los privados de libertad es tener una justicia que agilice los trámites, pues según ellos, son muchos los que están detenidos sin haber sido juzgados y sentenciados. Y las consecuencias son para toda la vida, por el hecho de estar detenidos, ya llevan el estigma y las profundas marcas, aun siendo inocentes.

Agradecemos a los hermanos que ejercen esta labor junto a los internos en el penal de San Pablo de Quillacollo, que permitieron al Departamento de Comunicación del Arzobispado de Cochabamba hacer participar de este evento como también de registrar algunas imágenes.

Carta Pastoral 2017

pcp

Video destacado

Radio Arquidiocesana San Sebastián

 

El Santo Padre